4 técnicas para la vuelta al trabajo

La vuelta al trabajo después de las vacaciones, se hace para muchas personas muy cuesta arriba. Se produce eso que llaman síndrome post-vacacional. Entras en depresión pensando que ya se te ha acabado lo bueno. Hay que volver al trabajo. Y a aguantar al jefe.

Te has preguntado cómo cambiaría tu vida si eso no fuese así?

No te gustaría dejar de tener esos pensamientos negativos?

Qué pasaría si la idea de la vuelta al trabajo te produjese una emoción de felicidad?  Y no me refiero a hacerlo como una válvula de escape porque tu vida personal o familiar no esté funcionando en equilibrio, sino de verdad: pensar que disfrutas del trabajo.

O, incluso mejor aún, no tener que pensar si estás trabajando o de vacaciones.

Que pasaría si tu vida la vives como unas vacaciones permanentes?

Sería genial, verdad? Ni tan siquiera se te pasaría por la cabeza eso de “la vuelta al trabajo“. Pero, eso qué es?

Pues si eso es lo que quieres, amiga mía, es hora de reinventarse.

De verdad te vale la pena amargarte la vida en algo que te causa tanto dolor?

En serio piensas que no puedes hacer nada al respecto?

Déjame decirte que no es cierto!. Deja de pensar que eres esclava de tus circunstancias. Porque sólo tú puedes cambiar eso. Está en tu mano. Únicamente tienes que tomar la decisión de querer hacerlo.

 

 

Es hora de reinventarte sí o sí. Deja ya las excusas!

Y con reinventarte no quiero decir que tengas que cambiar de trabajo o ponerte a emprender.

Si eso es lo que quieres,… Adelante! Y si no sabes en qué te gustaría emprender, qué habilidades o talentos tienes de los que puedas vivir, puedo ayudarte 

Pero, tal vez no es necesario para ti hacer eso.

Quizás únicamente necesitas ver tu trabajo con otros ojos. Tener una actitud positiva ante él. Darle la vuelta a la situación y conseguir hacer de ese trabajo que ahora odias, un lugar más amable y positivo para ti.

Cómo?

Voy a darte unas sencillas técnicas que puedes aplicar.

Son algunas de las técnicas con las que trabajo con mis clientas y que luego analizamos en las sesiones. Y creo que pueden serte de mucha ayuda:

  1. Deshazte de los pensamientos negativos que te rondan por la cabeza. Esas ideas te generan un rún run agobiante y desagradable que cada vez va a ir a más y no te van a dejar disfrutar. Para eso, tienes que empezar a ser consciente de esos pensamientos cuando te llegan.

Ya sabes que tu lenguaje interior es muy importante y genera una serie de emociones. Y si el pensamiento es negativo, cómo crees que serán las emociones asociadas a él? Efectivamente: negativas.

Las dos técnicas siguientes te van a ayudar a ser consciente de ellos:

2. Lleva un diario de pensamientos. Anota en él todos los pensamientos que tienes a lo largo del día en relación al trabajo. Sobre todo si son negativos. Probablemente sea complicado hacerlo en el momento (sería lo ideal) pero si no es posible, tómate cinco minutos al final del día y anota todo lo recuerdes.

3. Dale la vuelta a cada pensamiento negativo. Es decir, reformúlalo en positivo. Busca el aspecto agradable que tiene.

Después de algunos días haciendo esto comenzarás a ser consciente de cuando te llegan esos pensamientos y será el momento de pararlos. Simplemente cuando te ronden di “stop”. Tan fácil como eso.

4. Deshazte de todas las creencias limitantes que tienes sobre el trabajo.

Hay creencias heredadas que ni siquiera eres consciente de tener. Otras las has ido agregando a nuestro repertorio por el camino en función de las experiencias por las que has pasado.

La mayoría de esas creencias son falsas, irreales, subjetivas y, lo peor de todo, te limitan. Te están frenando tener esa vida con la que sueñas y que te mereces. Te crean una barrera hacia tu felicidad.

Para comenzar a reconocer cuáles son, estoy preparando una video-masterclass que te va a permitir descubrir qué creencias estás teniendo y te están paralizando tu vida. Si quieres que te avise o te la envíe cuando acabe de salir del horno, sólo tienes que apuntarte aquí. Te aseguro que te va a dar muchísima claridad en el tema.

Y recuerda que la actitud con la que afrontas las circunstancias que se te dan es la clave para ser feliz. En el trabajo y en tu vida.

¡Disfruta de tu vuelta al trabajo!

 

 

 

Opt In Image
¡Únete a la comunidad EnfocaT!
La Comunidad de las Mujeres Comprometidas con su Felicidad

(Y de los Hombres Emocionalmente Inteligentes)

Recibe los artículos y noticias en tu e-mail

Da el primer paso para protagonizar tu vida!

 

 

Podrás darte de baja cuando quieras. 100% libre de spam

Deja un comentario